Por instrucciones del alcalde, Daniel Lagunas, la policía municipal lleva a cabo el operativo disuasivo y constante patrullaje.

El objetivo es hacer conciencia entre los conductores a respetar los límites de velocidad y especialmente con motociclistas a que hagan uso del casco de seguridad.

Por instrucciones del presidente municipal de Villa de Reyes, Daniel Lagunas López, la dirección general de Seguridad Pública Municipal a cargo del comandante Carlos Bárcenas Muñiz, se implementó un operativo de seguridad y de vigilancia sobre la carretera 37.

Lo anterior es con el fin de hacer conciencia entre los conductores de las diferentes unidades que se desplazan, especialmente traileros, para que respeten los límites de velocidad, ya que es una vía en la que se ha incrementado considerablemente el tránsito vehicular, sobre todo de camiones de carga pesada y de transporte de personal.

Dada la situación, la autoridad de Villa de Reyes ha optado por instalar filtros en diferentes puntos de la carretera, lo que se busca en disuadir la incidencia, principalmente en este fin de semana largo, en el que varias familias potosinas acuden a los diversos balnearios a disfrutar de este momento y deleitarse de las aguas termales.

El comandante Carlos Bárcenas Muñiz explicó que se realizarán constantes patrullajes sobre la carretera 37, ya que la cifra de accidentes que se han registrado, es que el 80 por ciento de los percances -tanto menores como graves- son causados por las unidades de carga pesada y el transporte de personal que transita de Guanajuato hacia la zona industrial de San Luis Potosí, principalmente por invasión de carril.

También, se invitará a los conductores a adoptar la cultura vial, respetar límites de velocidad y señalética, así como no invadir carril para transitar, porque esta ha sido una de las causas principales de los accidentes.

Además, a los motociclistas que transiten por la carretera 37, deberán portar el casco de seguridad tanto el conductor como acompañante, evitar llevar menores de edad, porque son unidades sólo para una o dos personas, y que siempre deben transitar por el lado derecho de la carretera y cualquier vía.